Primera Etapa Camino Ingles

Camino Ingles desde Ferrol

La primera etapa del Camino Inglés que nos encontramos comienza en el puerto de Curuxeiras de Ferrol. Históricamente lugar de desembarco de peregrinos que llegaban del norte y oeste de Europa, es punto de referencia desde las primeras peregrinaciones a Santiago de Compostela .

El peregrino tiene por delante una jornada tranquila en la primera mitad del tramo, aunque más cuesta arriba a medida que se aleja de la ría de Ferrol.

El Camino ingles desde Ferrol esta bien señalizado en la mayor parte de la etapa, conduce progresivamente hacia una altitud inferior a los 200 metros, para descender de nuevo hasta el nivel del mar, en la desembocadura del Eume, una de las puertas de entrada al parque natural de As Fragas, muestra del bosque atlántico.

En días lluviosos el Camino desde Ferrol presenta varios tramos con barro que complican el recorrido. Pero, el asfalto es predominante en esta primera etapa del Camino Ingles, recuperada y señalizada a comienzos de los años noventa.

Atravesaremos Ferrol, Neda y Pontedeume; cada uno de ellos villas ricas en cultura y patrimonio, con rincones que muestran gran valor arquitectónico.

Primera Etapa, 27 Kilometros

El Camino Inglés comienza en el puerto de Curuxeiras (kilómetro 0). Este punto de partida de peregrinación a Santiago, según fuentes consultadas del Consorcio do Camiño Inglés, surgió como un destino de fortuna, ya que era el puerto de A Coruña el que ostentaba el permiso aduanero para la descarga de mercancías y pasajeros. Sin embargo, las inclemencias del tiempo obligaban a menudo a buscar refugio en el puerto Ferrolano. Es en este emplazamiento de origen medieval (siglo XI) donde el romero inicia la marcha.

El Camino atraviesa el barrio por la calle Curuxeiras para incorporarse a la calle San Francisco, cuya iglesia delimita el barrio viejo y la ordenación de A Magdalena.

Apenas unos metros más adelante, a la izquierda se deja el parque Reina Sofía y a la derecha el Parador de Turismo y, a continuación, el antiguo edificio de Capitanía. La ruta continúa por la calle Real para adentrarse en el barrio de A Magdalena, ejemplo del urbanismo de la época de la Ilustración.

La plaza del Marqués Amboage a la izquierda del Camino y donde se encuentra la capilla de Dolores.

Ahora en la calle Real que pasa por delante de la plaza de Armas y el palacio municipal. La ruta pasa a continuación por la calle Carmen y el Cantón de Molíns, hasta la iglesia de las Angustias. Ya en el barrio de Esteiro, se pasa por delante de los astilleros de Navantia, el Tercio Norte, una de las unidades emblemáticas del Cuerpo de Infantería de Marina y el Campus Universitario de Esteiro (izquierda).

Una pendiente enfila nos lleva el barrio de Caranza después seguiremos través de un paseo con carril bici al borde de la ría, hasta llegar al polígono industrial de A Gándara. Llegaremos al Ayuntamiento de Narón, todavía a 20 kilómetros de Pontedeume. La villa cuenta con todos los servicios.

Tras pasar la avenida de As Pías, se llega a un desvío a la derecha para seguir por un trayecto llano que serpentea el margen de la ría hasta llegar a una rotonda en la que nos desviamos a la izquierda en subida. Pocos pasos después, un giro a la derecha nos lleva por un paso elevado al que sucede un estrecho camino de grava, paralelo al trazado ferroviario.

El sendero atraviesa hacia la izquierda la vía del tren por un estrecho túnel que nos conduce a la rúa da Pena. En este punto, se encuentra una doble señalización del Camino, con flechas amarillas (hacia una pendiente de tierra) y el mojón con la vieira. Este último señaliza, de frente, el trazado Xacobeo, recomendación a seguir. Son unos cientos de metros en subida que, una vez culminados, encaminan la ruta hacia el monasterio de San Martiño de Xuvia (O Couto).

Allí la parada es obligada, aunque no siempre está abierto al público.

Sube ahora una pista de asfalto, por donde continúa la ruta hasta enlazar con el camino de O Salto, de tierra. La ría se muestra a la derecha y el puente de la autopista AP-9 a su frente. El paso forestal, de tierra y piedra, presenta buen firme al inicio, aunque el lodo, en días lluviosos, complica la marcha unos metros más adelante. Se rodea a continuación, por detrás, la central eléctrica de Fenosa para enfilar otro suelo pedregoso, de unos 200 metros, que entronca con una pista asfaltada, señalizada con flechas amarillas pintadas a spray y que indican un giro a la derecha en cuesta abajo.

Llegamos de nuevo al nivel del mar, a la ribera. El final de ese tramo, con un giro a la derecha, es la concurrencia con un vial asfaltado que lleva al paseo de A Riveira y que deja al margen izquierdo Megasa. Continúa por el moderno puente peatonal de dos arcos. Una vez cruzado, se entra en el Ayuntamiento de Neda.

Continuamos por otro tramo de paseo que recorre la cara opuesta de la ría, hasta llegar a unos puentes de madera sobre las marismas del río. Al dejar atrás la iglesia que nos encontraremos y tras el paso por un puente de madera de reducidas dimensiones.

Ya por la calle Real, señalizada con la vieira sobre el pavimento, las casas con soportales que conducen hacia la Torre del Reloj, antiguo hospital de peregrinos del Espíritu Santo y actualmente casa consistorial.

En la intersección con la avenida de Castelao, se encuentra un suave descenso atraviesa bajo el enorme puente de la autopista para girar a continuación hacia la izquierda e iniciar un ascenso hasta la carretera general. Avanzados unos 100 metros sobre la AC-115, se cruza a la izquierda para seguir a continuación por Fábrica de Labora. Al culminar, la panorámica de la ría de Ferrol justifica la subida.

Una bajada conduce a continuación hasta O Puntal de Arriba. Tras desvío a la izquierda, por Conces, se llega a una bifurcación que se toma también a la izquierda, hasta una fuente de agua potable y un lavadero. Es el inicio del concello de Fene. A la derecha del itinerario se deja la Casa da Cultura del municipio y se toma por la rúa da Casa Vella. Es un trecho correctamente señalizado, si bien desemboca en un cruce a la izquierda que habrá que desechar para seguir a la derecha, hacia el entronque con la carretera nacional 651. Solo hay que cruzarla para seguir la ruta. La marcha continua por delante de la casa consistorial. Al finalizar la calle se gira a la izquierda y, acto seguido, a la derecha.

El Camino se aleja del centro urbano sobre un vial asfaltado donde una flecha indicadora formada por vieiras y una placa que indica el Camino hacia Compostela. Alrededor de un kilómetro más adelante se alcanza un lavadero.

Como en los trechos anteriores, el paso se complica con lluvia. El sendero atraviesa con una curva de 90 grados bajo el puente de la autopista. Sigue hasta Rego da Moa y discurre por una estrecha ruta de huertas, por detrás de la gasolinera. Paralelo a la carretera nacional, surge un paso de tierra recientemente abierto en el polígono industrial de Vilar do Colo, el punto más elevado de la etapa, próximo a los 200 metros de altitud.

Al finalizar el polígono se alcanza un camino al borde del monte. Se sigue a la derecha y, de inmediato, a la izquierda para desembocar en una calzada de asfalto. Con un giro a la derecha, se cruza por encima la autopista. Este tramo pertenece ya al concello de Cabanas. El siguiente lugar es Pena do Pico, donde se enlaza de nuevo con la carretera.

Tras rebasar una zona de molinos y un arroyo, en el lugar de O Val, se llega a la carretera general de Cabanas, que es preciso cruzar para seguir la ruta. En este punto, un desvío de apenas unos metros hacia la derecha, conduce al molino Sucursal del Priorato y a la iglesia de San Martiño do Porto.

De nuevo en ruta, unos peldaños junto a una fuente dirigen la marcha al túnel de la vía del tren en un descenso pronunciado. Ante el peregrino se muestra entonces la playa de A Magdalena y el fabuloso pinar de Cabanas, en pleno estuario del Eume. Siguiendo el paseo, bordeando el pinar, los últimos pasos de la etapa, se alcanza el puente sobre el río Eume.

Una vez cruzado el puente secular, que deja a su margen izquierdo el parque natural de As Fragas do Eume, se llega al fin de la etapa, en el núcleo de la villa de Pontedeume.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Call Now Button